¿Es caro ir al psicólogo?

Invertir en uno mismo y en la propia salud nunca es caro: el beneficio que se puede obtener supera ampliamente el coste económico.